Revista digital de Artes escénicas -Año 4-

El cartógrafo en el Matadero

Dicen que la historia se estudia para no cometer los mismo errores del pasado, que los acontecimientos nos dotan de la experiencia de vidas pasadas y sus correspondientes consecuencias. La historia está llena de historias, historias de personas, de familias, de ciudades, de países… Es casi como una idea geométrica, tridimensional, un espacio que alberga el alto, el largo y el fondo. Una tercera dimensión donde las líneas se entremezclan por capas. Una idea algo rocambolesca para la razón, pero con gran peso para los sentidos. En este caso “El cartógrafo” es una de esas historias de historias. Los mapas son base y largo. Los actores, guías de este viaje, construyen dando altura a las palabras. Y nosotros, los espectadores, somos los encargados de cerrar este concepto con el fondo. Las historias están para ser contadas a quienes saben escuchar. Al final todo viaja, todo recorre el tiempo y el espacio es testigo de ello.
África Anamú

cartografo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s