Revista digital de Artes escénicas -Año 5-

DANZA

Ismo I en Una mirada diferente

Ismo I es un espectáculo que marca un paso más en la trayectoria de Fritsch Company. El espectáculo nace de los propios procesos creativos de la compañía, en el que los bailarines exploran nuevos lenguajes expresivos y corporales de los que son dueños. Y con esta propuesta se confirma que un espectáculo puede tener poesía, belleza y juego sin cortapisas ni limites físicos o psicológicos.
Adolfo Simón

Anuncios

CHOY KA FAI – SoftMachine: Surjit & Rianto en los Teatros del Canal

El creador de Singapur Choy Ka Fai reivindica con este proyecto a los artistas asiáticos contemporáneos. Se conoce a Surjit Nongmeikapam como uno de los pioneros de la danza contemporánea en la India. Su ecléctica formación en danzas tradicionales indias y artes marciales han configurado un lenguaje único y personal. Rianto, por su parte, es un virtuoso bailarín de la ciudad indonesia de Banyumas, que se especializa en lengger, una danza tradicional erótica centrada en el género. En su baile aparece no solamente ataviado como mujer sino que su proceso de transformación es orgánico, visceral y total. Un espectáculo que pasa por el documento teórico para llevarnos a la exposición dancística de dos miradas peculiares y auténticas sobre la tradición de sus culturas.
Adolfo Simón


Una noche con Forsythe con la COMPAÑÍA NACIONAL DE DANZA en los Teatros del Canal

Sigue vivo ese legado de William Forsythe (Nueva York, 1949) construido durante los 20 años que permaneció al frente del Frankfurt Ballet, en las grandes compañías de ballet del mundo, que casi de manera inequívoca mantienen vivas sus obras de este período. No es excepción la Compañía Nacional de Danza. José Carlos Martínez, director del ente público, organiza ahora su segunda gala Forsythe con un trío de piezas emblemáticas que permitirán entender la fascinación que su trabajo produce. Además el triptico es excelente en su variedad y composición. A una primera parte donde el virtuosismo de los bailarines se pudo disfrutar gracias a la aparente composición clásica en The Vertiginous Thrill of Exactutude, aunque siempre juega con lo formal y la ruptura de la misma. Le siguió una obra, Artifact Suite en la que planos de figuras componen y descomponen paisajes de una sincronía apabullante. Y en la segunda parte, la enigmática coreografía: Enemy in the Figure. Un magistral y complejo trabajo donde lo contemporáneo y lo clásico se dan la mano para crear un universo nuevo poético donde, como en las anteriores, se descubre el buen estado del elenco de nuestros bailarines y bailarinas. Excelente programa.
Adolfo Simón


CORPS NOIR de Stéphane Gladyszewski en Naves Matadero

Interesado en el cuerpo, las imágenes y la luz, Stéphane Gladyszewski trabajó como fotógrafo antes de licenciarse en Bellas Artes en la Universidad de Quebec en Montreal (UQAM) y en la Concordia University. Atraído por el movimiento, se inició en el baile a través de la improvisación. En Corps Noir, Gladyszewski elige convertirse en el medio del mensaje, exponer su yo interior y producir un autorretrato basado en la complejidad de su identidad y las construcciones fantasmagóricas de la psique. De este modo, asistimos a una sesión entre la construcción escénica de las turbulencias de la mente del performer y la instalación de objetos que desvelan el viaje creativo del personaje entre su vida diaria y el escenario.
Adolfo Simón

Resultado de imagen de CORPS NOIR de Stéphane Gladyszewski en Naves Matadero

 


El deseo como lenguaje

¿Qué hay que hacer en un escenario?…¿Para que subir el telón de la oscuridad?…¿Qué diálogo hay que establecer con el patio de butacas?…¿El teatro es un lugar para los sueños?¿Para cumplir deseos?…Solo el cuerpo tiene respuestas a estas preguntas, el cuerpo y la materia. Gonzalo Simón ha lanzado una idea al aire y para respirarla ha convocado a cuatro diosas de la escena, cuatro fantásticas mujeres con códigos diferentes… Mónica Runde, Elisa Sanz, Beatríz Francos e Inés Narváez. De nuevo una propuesta con sentido en Surge, un espacio para construir imágenes, lenguaje…poética…a partir de ideas, universos y deseos diferentes. Podría haber resultado un cocktail indigesto y sin embargo, nos hacen transitar por ensoñaciones y poemas surreales. Una pieza viva y en constante evolución…Que interesante sería ver lo que ocurre en la función 100.
Adolfo Simón


“La gloria de mi mare” por Choni Cía. Flamenca en Fernán Gómez

La figura de la madre siempre ha estado muy presente en la cultura del café cantante, la copla y el flamenqueo… Todo se mezcla en este montaje: el teatro de variedades, el humor, el cante y baile flamenco, la copla, la improvisación y un espíritu algo travesti encarnado en esa madre de la bailaora que va de café en café intentando despuntar.

La propuesta escénica está muy cuidada, con una escenografía básica pero muy sugerente que nos traslada a esos camerinos imposibles de pueblos españoles en los que no sabes qué es lo que te vas a encontrar, nos muestra ese mundo oscuro de empresarios y artisteo pero dado la vuelta con gracia y con una visión positiva de ver la vida. La dirección ha apostado por un toque algo esperpéntico en la figura de los personajes, sobre todo de la madre interpretada por Juanjo Macías, para alcanzar ese gracejo que es necesario para describir situaciones en las que sólo una madre de artista sabe meterte y salir de ellas con gracia y sin vergüenza. El cante y baile elegidos nos trasladan constantemente a esa Andalucía del tablao de madera mediante unas siguiriyas, unas alegrías o una caña o alguna copla lejana que se deja escuchar en un viejo tocadiscos.

Una joya que brilla más si han vivido alguna de esas noches flamencas.

Luis Mª García Grande


Cuerpos a contra luz en Surge

Desde que se inició la presente edición de Surge Madrid he estado transitando por su programación y no siempre me he encontrado con propuestas que conectasen con la filosofía y espíritu de este escaparate. Hoy, por fin, he asistido a dos piezas claramente de riesgo y búsqueda. Mónica Runde e Inés Narváez han llevado por diferentes salas, hoy estaban en el Umbral de la Primavera, su pieza performática La Luz, una instalación en el hall de la sala donde unos tules y el reflejo de luces sobre los cuerpos de las intérpretes generaban una ensoñación donde la arquitectura y la naturaleza se fundían. Y en la Sala Dt, se presentaba la pieza Tocar Con-mover, surgida del laboratorio realizado por Guillermo Weickert con un grupo de profesionales de la danza teatro. Una obra sensorial, llena de imágenes y sensaciones suspendidas donde la piel y el movimiento llenaban la escena de emociones potentes.
Adolfo Simón