Revista digital de Artes escénicas -Año 5-

ÓPERA y ZARZUELA

Tenors en el Teatro Alfil

TENORS es una parodia de los míticos conciertos que durante los años noventa hicieron por todo el mundo los «Tres Tenores». Con un extraordinario nivel musical, pero sin dejar pasar la oportunidad de reírse del divismo, la solemnidad y del protocolo de los conciertos de música clásica. Combinando la ópera con el humor visual más alocado, consiguen hacer reír al espectador a través de situaciones absurdas que empiezan conmovedoras y terminan en delirio. En un día como hoy, cuando la ciudad está perpleja ante los acontecimientos y los teatros a medio fuelle, es una suerte acudir a un lugar donde cuatro locos nos hacen viajar, a través del juego, la canción y la parodia a otro mundo, a otro ánimo y el público agradece que, durante una hora, la sonrisa no deje de dibujarse en la boca.
Adolfo Simón


THREE TALES de Beryl Korot y Steve Reich en NAVES MATADERO

Articulada en tres actos, la obra revisita tres sucesos clave de principios, mediados y finales del siglo XX. Cada uno de ellos reflexiona sobre las implicaciones del desarrollo de la ciencia en el pasado reciente. Así, desde los inicios del transporte aéreo hasta las pruebas nucleares o los experimentos genéticos se plantea el debate sobre la naturaleza física, ética y religiosa de un entorno tecnológico que ha crecido de manera exponencial desde 1945. Una experiencia curiosa en la que se mezcla la música y voces en directo con fondo de video creación. Una propuesta interdisciplinar en la recta final de la programación con Naves de Matadero. Ópera contemporánea para estimular los sentidos del oído y la vista.
Adolfo Simón


LA VALQUIRIA-DIE WALKÜRE de RICHARD WAGNER en el Teatro Real

Tras el éxito del arranque de la tetralogía de Robert Carsen con El Oro del Rin, el Teatro Real continúa con la segunda etapa de El Anillo del Nibelungo de Richard Wagner, con Pablo Heras-Casado al frente de la dirección musical y destacados artistas en repertorio wagneriano como Adrianne Pieczonka, Stuart Skelton o René Pape. Es quizás, el título más popular de la serie, tanto por el nombre de la ópera como por la música de la Cabalgata del inicio del tercer acto. En esta ópera, el poderoso anillo sigue siendo objeto de deseo y fuente del conflicto, además de dictar el destino tanto de quienes lo anhelan como de quienes lo temen. Una versión escénica de Robert Carsen siempre es garantía de una propuesta arriesgada, que propone mirar la obra con ojos de hoy. En esta ocasión, se sitúa claramente el conflicto en un mundo deshumanizado, bajo la presión de la violencia y el poder sin control. Es curioso contemplar una obra que plantea el paso de la divinidad a la humanidad, para alertarnos que el mundo, en manos de “humanos” no tendrá un buen final. Una experiencia compleja por la riqueza musical, vocal y escénica.
Adolfo Simón


La flauta mágica en el Teatro Real

La aclamada producción de la Flauta Mágica, inspirada en el cine mudo, del director de escena Barrie Kosky, vuelve al Teatro Real afianzándose así su compromiso con los amantes de Wolfgang Amadeus Mozart. Una deliciosa fábula sobre la fraternidad, rebosante de simbología y guiños masónicos, terminaría convirtiéndose en el testamento musical de Mozart. Cuando se va a ver una ópera, el primer pensamiento que se tiene es el de asistir a un espectáculo de gran formato y espectacularidad pero hay ocasiones en las que, el ingenio y la creatividad consiguen mucho más que las grandes tramoyas. La versión de esta Flauta mágica le habría encantado al propio Mozart, habría estado riendo sonoramente durante toda la función. Proyecciones, cabaret, creación audiovisual, gran orquesta, juego y delirio en la interpretación, voces de gran altura…en definitiva, una experiencia aparentemente sencilla, usando solo la corbata del teatro y que, sin embargo, consigue grandes cotas de imaginación y belleza…un viaje por todas las corrientes artísticas contemporáneas.
Adolfo Simón


Opera y títeres para público familiar

Cada fin de semana aparecen múltiples propuestas para público familiar. Si miramos la cartelera encontraremos obras de todo tipo y género, como las presentadas en el auditorio de Caixaforum, cuyo título…”Papageno”, haciendo homenaje a un personaje de Mozart, era una buena oportunidad para realizar un viaje por alguna de las piezas del genial músico, en pequeño formato y con mucho divertimento. Y en Cuarta Pared, una pieza de títeres y actores…”El árbol rojo”, una metáfora sobre los tiempos difíciles que vivimos, donde muchas familias tienen dificultades para llegar a fin de mes y todo, visto desde la mirada poética de una niña.
Adolfo Simón


Into the Little Hill de La Veronal en los Teatros del CANAL

Into the Little Hill es una coproducción entre el Teatro Real y los Teatros del Canal, que da oportunidad a La Veronal, compañía asociada al Teatro Canal, a explorar nuevos territorios en esta creación híbrida que contó con dirección musical de Tim Murray y la participación de la Orquesta Titular del Real junto a las voces de Jenny Daviet y Julia Riley. Si tuviera que describir con una palabra este espectáculo, sería: Hipnótico. A pesar de los tres planos que se generan en la escena…la construcción espacial de la escenografía, el nivel dancístico donde se crea un universo de extrañamiento sobre la historia y la narración cantada que se intercala entre estos otros niveles dramatúrgicos; sin olvidar la música en directo que ocupa toda nuestra atención auditiva, pues a pesar de tantos niveles de atención, hay una simbiosis perfecta entre todos los planos creativos que nos mantiene atentos a todos los detalles que van transformando la propuesta escénica, culminando en un final enigmático que nos atrapa definitivamente a nivel sensorial.
Adolfo Simón


Cecilia Valdés en el Teatro de la Zarzuela

Llega por primera vez Cecilia Valdés a Madrid. El director de escena de esta nueva producción, Carlos Wagner, nos recuerda que ahora todo es un estreno en el Teatro de la Zarzuela: ¡primera obra cubana y primera vez de Cecilia Valdés! Para Wagner la obra tiene «una parte muy divertida y entrañable» porque aquí están presentes «las fiestas, y también la vida cotidiana, tanto de la clase alta como la de la gente humilde en La Habana». Y, además, «abarca temas más serios, como el machismo de esa clase alta» y su actitud «ante el tema de la raza». Una fiesta de color, una combinación de drama y expresionismo con momentos de revista mulata. Una producción impresionante con gran alarde de voces y danzas. Una fiesta para los sentidos que por momentos emociona y por momentos nos hace mover los pies al ritmo de las canciones. El público habitual de la zarzuela salí feliz tras la representación.
El 7 de febrero habrá emisión en directo a través de facebook, youtube y en la web del teatro.
Adolfo Simón