Revista digital de Artes escénicas -Año 4-

TEATRO MUSICAL

Oblivion o cisnes que se reflejan como elefantes en el Teatro Pavón

Sobre un suelo de espejos, Susana interpreta al piano Spiegel im Spiegel, de Arvo Pärt. Ruth, soprano, se prepara para salir a escena. Ricardo, con sus cámaras, comparte en tiempo real su mirada con el público. A través de íntimas confesiones, imágenes, acciones performativas y arias de ópera, el encuentro de los tres sobre el escenario nos llevará a descubrir una necesidad compartida: Oblivion. Una investigación en torno a la lírica, el teatro y la performance que nos habla del sueño, el olvido y la muerte. El Teatro Pavón acoge en su programación propuestas arriesgadas, en el ambigú…el video, la música y el canto, tres lenguajes de creación, convergen en la íntima escena….una forma de introducir al público en un universo colorista, lleno de sombras y fantasmas.
Adolfo Simón

cisnes


Díptico familiar: El libro de la selva y Los miedos de Anita

Conviene que el teatro para los niñ@s de hoy en día sea, además de entretenido, estimule respeto y compromiso; ellos han de guiar este mundo descarriado en el futuro.
En la Sala SanPol se ha mostrado una versión particular de El libro de la selva, con un objetivo importante: Respetar la naturaleza. Y lo han hecho desde canciones y situaciones divertidas, no hace falta ser serios y aburridos para ser solidarios.
Y en el Montacargas, una pieza delicada acompañada de música en directo: Los miedos de Anita. Una fábula gracias a la cual, los pequeños de la casa descubren que el miedo puede ser un instrumento paralizante o un motor para crear, viajar e imaginar. Este ha de ser el teatro que disfruten los pequeños, un espacio para proyectar luz en ellos, hacia el futuro.
Adolfo Simón

los_miedo_de_anita-foto_promo_2


Maui en la Sala García Lorca en Casa Patas

¿Habías oído hablar de Maui?, yo no. ¿Has escuchado alguna de sus composiciones?, yo nunca. ¿Sabes que además de componer y cantar…cuenta historias entre tema y tema en sus directos?, yo lo comprobé el sábado pasado. Y, además, como diría su padre…”Toca el violonchuelo…esta niña es extraterrestre”. Hay ocasiones, en que uno acude a ver un espectáculo porque algún amigo se lo ha sugerido y la curiosidad vence. Sinceramente, nunca pensé que saldría tan sorprendido tras ver una propuesta flamenca que contiene, humor, locura, letras interesantes, una voz peculiar y todo ello, aderezado con una imagen dibujada desde la imaginación y encima, acompañada de un buen guitarrista como Diego Guerrero. No sé cuándo habrá ocasión de volver a ver a esta artista diferente que juega al riesgo y no pierde. Estén atentos y si la ven programada, acudan.
Adolfo Simón

maui


La Jaula de los grillos en el Teatro Amaya

Valencia siempre ha sido una tierra que ama la música, el cabaret y la revista. Este musical es a la valenciana, con un toque fallero y desvergonzado que tanto gusta al respetable; siempre inquieto cuando baja la vedete y merodea por el pasillo central. Todos hemos visto la película y se agradece que no se tergiverse cuando se lleva al escenario. Hay muchos elementos pintorescos en esta producción que divertirán, pero la piedra angular de este trabajo es la creación que realiza Alberto Vázquez de ese delicioso ser que navega entre un mar de identidades a las que tiene que hacer frente por amor. Hay un momento a peluca quitada que ha estremecido al público del estreno de hoy.
Adolfo Simón

jaula


Hot Bodies(Stand up) de Gerald Kurdian en La Casa Encendida

Tomando prestado el vocabulario de la ópera, la comedia stand-up, la coreografía y el documental, esta performance sigue un libretto que nos cuenta en siete cantos y dos interludios las aventuras del antihéroe Tarek X en su camino hacia la revolución sexual de los siglos XX y XXI. Una performance collage donde cohabitan perfectamente, la música, la fotografía y las atmósferas delirantes. Un cierre curioso para el ciclo Acento de La Casa Encendida; un espacio que sigue apostando por la vanguardia de creación contemporánea.
Adolfo Simón

hot


SPAM de Rafael Spregelburd / Zypce en el Festival de Otoño a Primavera

Esta es la historia de un profesor napolitano que sufre un insólito accidente y pierde la memoria de los hechos. Hay que reconstruirlo todo en contra de las burdas leyes del azar; hay que reunir causa con efecto. Hasta donde sabemos, nuestro héroe se ha negado a corregir la tesis de una alumna. Después, un mail de spam (llegado desde una Malasia improbable y traducida) lo involucra en una aventura formidable digna de James Bond entre traductores de Google, mafias seudochinas en la isla de Malta, métodos dudosos para alargar el pene, retazos mal deducidos de un diccionario extinto en la antigua Mesopotamia, falsos documentales suizos bajo el agua, fantasmas de Caravaggios y de niños…y cálidos aires de apocalipsis y ruinas. Este espectáculo es un prodigio disparatado donde la inteligencia se da la mano con el buen humor. No hay nada más agradecido desde el patio de butacas que una propuesta en la que una buena trama surrealista es accesible para todo tipo de público porque está servida en un plato sugerente donde las nuevas tecnologías y la música experimental se convierten en un lenguaje que nos permite pensar con una sonrisa en los labios. Un tratado filosófico sobre el universo virtual del que ya somos esclavos.
Adolfo Simón

spam


Drack Pack en el Teatro de la Luz Philips Gran Vía

Drac Pack es un viaje teatral y musical con aroma al Hollywood de los años 50, que encierra mucho swing, jazz y rock and roll. Cuando parece que ya está todo dicho en el terreno del teatro musical, aparece en la cartelera esta propuesta que transita por líneas reconocibles y al tiempo, se salta las reglas convencionales para sumergirnos en una atmósfera sugerente, de estética futurista con toques de art decó. La historia está a medio camino entre el comic y las narraciones de terror, trenzada de canciones reconocibles adaptadas a gustos actuales; una experiencia placentera para todo tipo de público. En ella se puede degustar un espacio inquietante, iluminado de manera impactante y, sobre todo, hay cuatro intérpretes que deambulan por la escena y el patio de butacas con una soltura y expresividad deliciosa. Un viaje al mundo de las tinieblas de la mano de una Marilyn genuina.
Adolfo Simón

drac-pack